Los jardines verticales hidropónicos se caracterizan  por no utilizar sustrato por lo que son 3 a 4 veces más livianos que los sistemas que sí lo utilizan. Entre sus características destacan su bajo peso, la libertad de diseño paisajístico que no se limita a ninguna trama modular, la flexibilidad de adaptación a la arquitectura que se desea vegetar por que se construyen in situ en base a un diseño especialmente adaptado para cada proyecto.

Verde 360 Verde 360